cómo detectar a un productor cara dura